El gasto farmacéutico esta inducido por unas especialidades concretas según un estudio de las farmacias de Madrid

Los medicamentos financiados por el SNS en las farmacias de Madrid suponen un gasto por habitante de 200 euros, casi un 23 % menos que el que se registra en los países de la zona euro. Superan a otras como Medicina Interna, Cardiología o Traumatología. A odontólogos, médicos y podólogos con el objetivo de agilizar trámites burocráticos. Fue de 804,1 millones de euros. El gasto por habitante de medicamentos y productos sanitarios financiados por el Sistema Nacional de Salud (SNS) en las farmacias en Madrid fue en 2014 de 198 euros, un 23 % menos que la media de los países de la zona euro, según datos de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCD).

 

La Atención Primaria supera el 65 % del total de prescripciones de medicamentos. Sanidad ha tenido en cuenta el uso de los fármacos en las clínicas de estos profesionales. En cuanto al número de recetas se mantuvo en ese mes en 78 millones de euros, un 0,16 % más que en 2014. Además, la cifra es inferior respecto a 2012, cuando el gasto por habitante era de 233 euros. La Medicina Preventiva ocupa la última posición. La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) ha determinado que los analgésicos locales con indicación en anestesia dental puedan venderse en los laboratorios directamente desde los laboratorios o entidades de distribución a los profesionales sanitarios para el ejercicio de su actividad. Son datos del Ministerio remitidos por las comunidades autónomas. Para el Observatorio del Medicamento de la Federación Empresarial de Farmacéuticos Españoles (FEFE), este dato debería hacer reflexionar en torno al nivel de los precios de medicamentos y productos sanitarios financiados por el SNS y la oportunidad de impulsar medidas sobre la demanda, pero no tanto sobre la oferta. El 64 % de las recetas que ven en las farmacias de Madrid que emiten los profesionales sanitarios corresponden a la especialidad médica de Atención Primaria. Los medicamentos de uso humano recogidos en la lista de la AEMPS han sido seleccionados teniendo en cuenta sus características particulares de uso por los profesionales sanitarios en sus clínicas o centros. El gasto farmacéutico a través de receta el pasado mes de enero fue de 805 millones de euros, lo que supone un descenso del -1,09 % con respecto al mismo mes del año anterior. Del territorio español, Baleares y Madrid son las dos comunidades autónomas con un gasto por habitante menor, con una media de 163 y 166 euros, respectivamente. El resto de prescripciones corresponden a otras áreas específicas del Sistema Nacional de Salud (SNS), entre las que destacan en las primeras posiciones las de Pediatría y Psiquiatría, con un 8,6 % y un 3,9 % del mercado total, respectivamente. Es precisamente el caso de los analgésicos locales, comercializados mayoritariamente en envases clínicos, que se utilizan, entre otros en las clínicas donde prestan sus servicios los odontólogos. En cuanto al número de recetas, se mantuvo en enero en 78 millones, un 0,16 % más que en 2014. Extremadura (267 euros), Galicia (245 euros) y Asturias (235 euros) son las comunidades con mayor gasto. Son datos de Close Up recogidos en el Anuario Sepromark 2015 con las recetas clasificadas en las farmacias de Madrid por los farmaceuticos madrileños. Para la selección de estos medicamentos se ha tenido en cuenta tanto el uso mayoritario en dichas clínicas como la necesidad de la tramitación de las correspondientes autorizaciones como depósitos de medicamentos, de acuerdo con la normativa autonómica correspondiente, si no se autoriza la venta directa. Así lo reflejan los datos sobre gasto a través de receta oficial remitidos a la Dirección General de Cartera Básica de Servicios del Sistema Nacional de Salud (SNS) y Farmacia del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad por las comunidades autónomas. Por otra parte, como en años anteriores, el Observatorio compara la facturación media de las farmacias al SNS con el número de habitantes por farmacia. De esta forma, la especialidad psiquiátrica emite más recetas que otras, a priori, más comunes, como Cardiología, por la incidencia de las enfermedades relacionadas con esta área.

 

Según Sanidad y los datos que generan en las farmacias de Madrid, esta nueva resolución supone una importante reducción de la carga administrativa que su tramitación pueda conllevar para los interesados, así como una reducción en el gravamen que pueda suponer ésta para las propias administraciones autonómicas. Por otra parte, el Sistema Nacional de Salud (SNS) registró en el último año, por primera vez, un porcentaje de consumo en envases de genéricos de un 46,6 %, frente al 34,2 % de 2011. De este análisis se extrae que la situación es muy similar a años pasados excepto en la facturación, que se encuentra en niveles del año 2005. Lo cierto es que, según el Informe de Utilización de Medicamentos recientemente publicado por la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps), la tasa de consumo de antidepresivos en España ha aumentado considerablemente. Este dato aproxima a nuestro país a la media europea (56 %) en dispensación de estos medicamentos. A la vista de los datos sería conveniente alcanzar una mayor homogeneidad en la normativa de Ordenación Farmacéutica entre las Comunidades Autónomas para ofrecer un servicio equiparable a los ciudadanos en todo el territorio del Estado, aunque ello implique limitar la apertura de farmacias en aquellas comunidades que se encuentren por debajo de la media, razona el Observatorio. La prevalencia del episodio depresivo al año se ha estimado en casi un 4 %, mientras que más del 10 % de personas lo experimentará y serán medicadas en algún momento de su vida. Además, el gasto medio por receta en enero de 2015 volvió a descender. Según cifras manejadas por las consultoras IMS, HMR provenientes de las farmacias madrileñas, en los últimos meses se está produciendo un importante aumento en la facturación de medicamentos y productos sanitarios fuera del SNS. Otra de las cuestiones que destaca el informe de la Aemps es el aumento de fármacos psiquiátricos para dejar de fumar. En concreto, se sitúa en 10,42 euros, un -1,27 % menos que el año anterior. Este incremento ha sido, desde octubre de 2014, de un 6,5 % en la media nacional. Otras de las especialidades con más emisión de recetas en el último año son las de Medicina Interna (3,6 %), Cardiología y Traumatología (2,1 %), Ginecología (1,5 %), Oftalmología (1,5 %), Endocrinología y Nutrición (1,4 %) y Geratría (1,3 %). Se trata de una tendencia vinculada con medidas de contención del gasto tales como la bajada de precios y el fomento de los genéricos. Sin embargo, se trata de un crecimiento muy irregular, ya que hay comunidades autónomas en las que ha subido hasta dos dígitos (Baleares y Galicia) y otras (Aragón y La Rioja) que muestran descensos, al igual que las farmacias de Madrid y las farmacias de Barcelona. Al final de la tabla con porcentajes muy bajos se encuentran, entre otras, Radiología (0,13 %), Oncología Radioterápica (0,04 %) y Medicina Preventiva, con tan sólo un 0,02 % del mercado total de recetas en España. El ahorro obtenido en farmacia desde la puesta en marcha de las medidas en farmacia incluidas en la reforma sanitaria en julio de 2012 ha alcanzado ya los 4.426 millones de euros. Este aumento refleja un cambio cultural muy importante, al abandonar los usuarios el concepto de farmacia como establecimiento donde se adquieren de forma gratuita los medicamentos, explica el Observatorio. Las medidas de farmacia incluidas en el Real Decreto-ley 16/2012 entraron en vigor el 1 de julio de 2012. El nuevo sistema incorporó, por primera vez, criterios de equidad, como se afirma desde Sanidad, pues aporta más el que más tiene y salvaguarda a los que menos tienen, como los parados de larga duración y sus beneficiarios, que por primera vez están exentos de pagar por las medicinas.

El Ministerio de Economía propone un modelo de farmacia rural que será extinguida según un estudio de las farmacias de Madrid.

Recientemente se celebró el VIII Foro de la Asociación para la Promoción de la Asistencia Farmacéutica (APROAFA) bajo el lema “La farmacia, garantizando el acceso a servicios de medicina y profesionales”, celebrada en Valladolid, con la colaboración del CGCOF (Consejo General del Oficial Farmacéuticos) la FEDIFAR (Federación de Empresas de Distribución al por mayor), el Colegio de Farmaceuticos de Madrid, y el conglomerado de las farmacias de Madrid. El congreso fue avalado por el colegio medicos de España, el consejo de parafarmacias de Madrid y los servicios de parafarmacias online. En la reunión se discutió el papel de la estructuración de las farmacias en las zonas rurales, como garantes del acceso a los medicamentos y productos de parafarmacia en poblaciones pequeñas que fue recogida por las farmacias en Madrid pues creen que los cambios podrían ser perjudiciales para la accesibilidad de los medicamentos. Los asistentes han defendido el actual modelo de propiedad de la oficina de farmacia y el título de farmacéutico (inclusive los auxiliares de farmacia), como así también trabajan en Alemania, Francia, Italia, Austria, Finlandia y Dinamarca, en contra de las cadenas multinacionales que operan en Inglaterra u Holanda. En la conferencia se da apoyo a un modelo que vincula la farmacia de propiedad en contra de la liberalización de los modelos destinados a proyectos nacionales de servicios profesionales de abogados, y puede facilitar la transferencia de los lugares más concurridos de farmacias rurales, como si fueran centros comerciales.

 

Los cambios propuestos no agregan valor al crecimiento económico o la reducción del déficit nacional, por lo que no genera ningún beneficio para el usuario o al país. La reforma no parece lógica, sobre todo cuando se trata de algo que funciona bien, es eficiente, y ha demostrado históricamente su viabilidad según los criterios de las farmacis de Madrid. Sería inaceptable y generaría consecuencias muy graves, introducir el nuevo modelo en el que los criterios estrictos de rentabilidad, se impondrían a los intereses de la salud pública. En un momento de grave desempleo, destruir puestos de trabajo, farmacias en Madrid, y parafarmacias en el sector de la distribución farmacéutica sería descabellado, sobre todo cuando estamos en un mercado altamente regulado, con precios autorizados por el Ministerio de Salud.

La compra segura de medicamentos por internet está al caer según el colegio de farmacéuticos de Madrid y farmacias de Madrid.

La publicación el pasado 21 de febrero del proyecto de Real Decreto que regulará la venta legal al público de fármacos elaborados industrialmente, no sujetos a prescripción médica, realizada a distancia a través de procedimientos informáticos, puede marcar un antes y un después para el sector de las farmacias de Madrid.

 

El artículo 2.5 de la Ley de Garantías establece, con el objetivo de la protección de la salud pública, unos requisitos mínimos para este tipo de venta como que los medicamentos fueran dispensados por una farmacia autorizada o que interviniese un farmacéutico o farmacéutica. Y es que, la amenaza para la salud pública que supone la venta ilegal de farmacos a través de este canal ha motivado que se extreme la vigilancia para evitar que por esta vía lleguen al público medicamentos adulterados, falsificados, o no autorizados. Para evitar estos riesgos, el Consejo Europeo y el Parlamento Europeo establecieron un código comunitario sobre medicamentos de uso humano para evitar la posible entrada de fármacos falsificados en la cadena de suministro legal. Estos datos están secundados por el colegio oficial de farmacéuticos de Madrid y avalado por el colegio de médicos de España.

 

La primera consecuencia de este decreto será que a partir de su aprobación cualquier farmacia de Madrid o en España o el extranjero abierta al público, legalmente autorizada y que haya notificado a las autoridades competentes de su comunidad una información básica (nombre del titular de la farmacia, fecha de inicio de actividad, la http del portal de internet e información sobre los procesos de envío y devolución) al menos 15 días antes del inicio de esta actividad, podrá comenzar a vender OTC a través de internet. El proyecto de Real Decreto garantiza que en la venta siempre intervenga una farmacéutica con la supervisión del colegio de médicos de España, desde su farmacia, previo asesoramiento personalizado, o lo que es lo mismo, que en la farmacia online no puede intervenir nadie que no sea el farmacéutico. Las webs de las distintas comunidades incluirán información sobre las farmacias a las que se les ha concedido autorización. La Ley de Protección de Datos, supone una garantía para el consumidor.

 

A todo esto, han salido voces de las parafarmacias de Madrid, y homeopatas en Madrid demandando la posibilidad de ofrecer ventas de sus productos.

NiQuitin con sabor a menta para fumadores. Nuevo lanzamiento de GSK Consumer Healthcare para las farmacias de Madrid.

Aproximadamente el 30% de los españoles son fumadores. Aunque un gran número de ellos se marca la meta de dejar el hábito del tabaco, el objetivo no es fácil como muchos de nosotros hemos experimentado. Sabemos que más o menos, de cada 100 personas que hacen un serio intento para dejar de fumar, sólo lo consiguen entre 6 y 10. Sin embargo, si hay un diagnóstico y seguimiento por parte del médico especialista, puede hablarse de más de 40 personas.

 

Muchos fumadores deciden intentarlo por cansancio, presión familiar, aumento del precio del tabaco, pero también hay un perfil de fumador al que le urge dejarlo, principalmente, por el impacto del tabaco sobre su salud o por antecedentes familiares de cánceres de pulmón, problemas cardiovasculares, respiratorios, etc… Los estudios epidemiológicos publicados indican que suele ser entre los 45 y los 65 años cuando se empiezan a manifestar los efectos del tabaco sobre la salud. Es en este rango de edad en el que el fumador se plantea la necesidad de abandonar el tabaco de una vez por todas.

 

Los expertos recalcan que la fuerza de voluntad a la hora de dejar el tabaco es crucial. Ahora los fumadores pueden apoyarse en NiQuitin (de la farmacia de Madrid, GSK), comprimidos para chupar con sabor a menta, que están indicados para las personas que hayan decidido dejar de fumar y necesiten una ayuda efectiva para combatir la ansiedad producida por la ausencia de nicotina. NiQuitin proporciona al paciente nicotina terapéutica haciendo que el cerebro no demande esta sustancia y evitando el síndrome de abstinencia caracterizado por ansiedad, mal humor, falta de concentración, problemas de sueño, depresión, etc… El tratamiento con NiQuitin tiene una efectividad muy rápida. Permite una absorción rápida de la nicotina por parte del sistema nervioso central y en unos minutos empieza a notarse el efecto que elimina la necesidad de fumar. Además, NiQuitin pretende dar flexibilidad a los pacientes para que cada uno abandone el tabaco a su ritmo, combatiendo la necesidad de nicotina y substituyendo cigarrillo por comprimido NiQuitin.

 

El uso del NiQuitin está avalado por el Colegio de farmaceuticos de Madrid, por el Colegio Medicos España (específicamente por el Colegio Médicos Madrid), y los homeopatas en Madrid (especialmente por parafarmacias Madrid) y las farmacias en Madrid.

Las farmacéuticas innovadoras y las farmacias de Madrid, Barcelona, Valencia denuncian el trato favorecedor a los fármacos genéricos.

Entre las muchas diferencias que existen entre medicamentos genéricos y de marca – tienen el mismo principio activo pero no son medicamentos idénticos – destaca su diferente ritmo de crecimiento en España en los últimos años. La reciente implantación del Real Decreto 16/2012 de la Ministra de Sanidad, ha supuesto el hundimiento del mercado de medicamentos de marca en beneficio de los medicamentos genéricos, a pesar de tener el mismo precio. Los medicamentos genéricos han crecido un 19% mientras que los medicamentos de marca han caído un 8%. En este diferencial ha tenido una influencia innegable la generalización de la prescripción por principio activo en noviembre de 2011 y la obligatoriedad, de que en caso del mismo principio activo, a igualdad de precio más bajo entre dos o más medicamentos, se dispense obligatoriamente el genérico más barato, lo cual constituye una discriminación a la marca que carece de justificación técnica y económica, ya que no genera mayor beneficio al Sistema Nacional de Salud, y puede traer consecuencias muy importantes en términos de inversión en el futuro.

 

Hay que recalcar que los medicamentos genéricos existen porque anteriormente se ha desarrollado un medicamento innovador. Si no existiera la innovación farmacéutica no existirían los genéricos, por lo tanto la mejor manera de proteger a los medicamentos genéricos es proteger la investigación; de lo contrario en el futuro cada vez será más difícil que existan genéricos y nuevas marcas. Por el otro lado, la sostenibilidad de la Sanidad Española pasa por el control y la racionalización del gasto sanitario, que incluye el gasto en medicamentos, pero no tiene ninguna justificación que el Gobierno haya implantado un Real Decreto que sólo beneficia a los medicamentos genéricos en detrimento de las marcas e incluso va en contra del derecho a la libre competencia que impide luchar con las mismas armas a los fabricantes de genéricos y de marcas.

 

Los datos más recientes elaborados por la consultora IMS en su último informe cifran la cuota de mercado de los genéricos al cierre de octubre de 2012 en el 17%, si bien la cuota en unidades asciende al 71% si se considera únicamente el mercado de las principales moléculas que ya han perdido la patente, lo que evidencia la rapidez con la que las marcas pierden cuota tras la expiración de las patentes. Los medicamentos genéricos son necesarios y muy importantes para regular el mercado farmacéutico, tanto en valores como en nuevas motivaciones para la investigación, pero no es admisible que cuando expire la patente de un medicamento innovador, éste desaparezca prácticamente del mercado porque el gobierno así lo ha dispuesto. Se debe armonizar el mercado para que la competencia entre ambos, genéricos y marcas, sea lo más equilibrada posible en pro del futuro de la investigación farmacéutica. Por estas razones muchos directivos de empresas farmacéuticas innovadoras y las farmacias de Madrid, Barcelona, Valencia, etc …. se preguntan si es compatible la apuesta decidida por la I+D que están realizando sus empresas, con la política que está llevando el Gobierno en materia de medicamentos genéricos versus marcas, y si resulta justificable que la regulación penalice a las marcas sin que ello proporcione ningún ahorro al sistema público de salud ni beneficio adicional para los pacientes.

El ahorro en farmacia en las farmacias de Madrid y Barcelona ha supuesto 932 millones de euros en los últimos 5 meses.

El Sistema Nacional de Salud ha registrado un gasto farmacéutico de 720.685.973 Euros en el pasado mes de noviembre lo cual supone una reducción del 15% con relación al mismo mes del año 2012 por lo que continúa la tendencia descendente de la factura en farmacia desde que se pusieron en marcha las medidas adoptadas por el Gobierno. Las farmacias de Madrid y Barcelona son las que han notado los mayores cambios. De hecho en lo que va de año, el ahorro total en farmacia asciende a 1.190,17 millones de Euros, de los que 931 millones de Euros se han conseguido en los últimos cinco meses. Por lo que respecta a la cifra de recetas facturadas en noviembre (67.723.352), ha experimentado un descenso del 13%. También en este caso se continúa la tendencia descendente iniciada el pasado mes de julio.

 

En cuanto al gasto medio por receta, el dato de noviembre continuó bajando, con un descenso del 1,8% respecto al mismo mes del 2012 lo que deja la variación interanual en un -7,2%. Se trata de una tendencia vinculada con el real decreto 16/2012 y con medidas de contención del gasto tales como la revisión de precios y el fomento de los genéricos. En enero del 2013 se ha puesto en marcha el copago en las farmacias de Madrid.

Los farmacéuticos de las farmacias de Madrid alertan de las altas dosis de ibuprofeno para el dolor moderado.

8,5 millones de personas reciben dosis diarias de Ibuprofeno superiores a las recomendadas, según se desprende de los datos esgrimidos en el Simposio sobre uso eficaz de este AINE que se ha celebrado en el marco del Congreso de la SEFAC. Neus Caelles, farmacéutica y presidenta del Comité Científico de la SEFAC farmacias de Madrid ha dicho que en España las presentaciones de 600 mg representan el 80% del total de unidades dispensadas de Ibuprofeno, cuando siguiendo las recomendaciones deberían ser de 400 mg. Para lograr corregir esta situación de alta dosificación en el dolor leve-moderado, Caelles ha concluido: las medidas deben ir orientadas a la formación de los profesionales sanitarios junto con la difusión de los últimos trabajos de investigación del ibuprofeno y otros AINEs.

La OMC se muestra contraria a la aplicación del euro por receta en las farmacias de Madrid.

El presidente de la Organización Médica Colegial (OMC), Juan José Rodríguez Sendín, se ha mostrado contrario a la decisión de la Comunidad de Madrid de aplicar el pago de un euro por receta en las farmacias de Madrid a partir de enero. Con esta medida se penaliza a la enfermedad y a las personas que están en peores condiciones. Desafortunadamente la medida se irá extendiendo por el territorio nacional.

Las farmacias de Madrid siguen los pasos de Cataluña implantando el euro por receta.

El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Javier Fernández-Lasquetty, ha anunciado una reforma importante para 2013 en la sanidad madrileña debido a la crisis que vive la Comunidad. La bajada de los ingresos que Madrid recibe del Estado afecta también al presupuesto de Sanidad, pero seguirá siendo la mayor prioridad del Gobierno regional ya que representará el 45% del gasto de la región en 2013. El presupuesto de Sanidad de Madrid para 2013 será de 7.108 millones, un 7% menos que el presupuesto final de 2012. Con esta medida, el Gobierno de Madrid pretende recaudar de las farmacias de Madrid 83 millones de euros, aunque la finalidad principal es la de reducir aún más la demanda de medicamentos.

 

Con el fin de garantizar el uso responsable del medicamento, se establecerá una tasa de un euro para la emisión de cada receta médica en las farmacias madrileñas. Quedarán exentos del pago: los afectados de síndrome tóxico, los parados de larga duración, las personas perceptoras de pensiones no contributivas, las perceptoras de rentas de integración social, las personas con discapacidad y las personas con tratamientos derivados de accidentes de trabajo y enfermedades profesionales. Además, se fijará un tope de pago por receta para todos los pacientes madrileños que consuman más de 72 recetas anuales, con el fin de no perjudicar a los enfermos crónicos y multi-medicados. Las recetas en las cuales el coste del medicamento sea igual o inferior a 1,67 euros, quedarán exentas de pago.

Las Farmacias de Madrid, la farmaceutica CINFA y Farmacéuticos Sin Fronteras colaboran en un programa de formación para farmacéuticos.

Los laboratorios Cinfa becarán a profesionales del sector que deseen cualificarse en cooperación internacional dentro del proyecto denominado ‘Boticarios” de Farmacéuticos Sin Fronteras. El objetivo del acuerdo es contribuir a financiar un programa de formación que sirva para cualificar a profesionales del sector que quieren desarrollar su actividad en el ámbito de la Cooperación. Esta iniciativa forma parte de la política de responsabilidad social de la farmacia en Madrid Cinfa que procura dar apoyo al profesional de la farmacia en ámbitos sociales.

 

Los términos generales de las subvenciones se han establecido a través de dos tipos de becas dotadas con 10.000 Euros. La primera cubrirá la formación académica impartida en el curso de especialización en Cooperación Farmacéutica, y la segunda financiará el Programa de Prácticas en Terreno. Todos los alumnos que accedan a las prácticas en el terreno serán beneficiarios de la beca.